TRADUCTOR

BIENVENIDO A ESTE BLOG

Seguidores

miércoles, 12 de octubre de 2011

TRAS ESE ADIOS



En una espiral de sentimientos
se sumergió de pronto mi destino,
el día en que mi amada
me dio el adiós más dañino.

Sin ni siquiera un porqué,
sin ningún tipo de explicación,
sin algún motivo aparente
hizo añicos mi pobre corazón.

Los días del todo se oscurecieron
bajo un manto de cruel soledad,
mis ojitos tristes se humedecieron
en un mar de melancolía sin igual.

La vida dejó de ser vida,
mis sentimientos naufragaron en su recuerdo,
se apagó la luz del día
tras un inmenso y fatídico estruendo.

Ahora los añicos de mi corazón
sobrevuelan a la deriva el universo,
ahora mi peregrina y destrozada ilusión
se marchita y muere a cada golpe de verso.

Quiera el destino cambiar tal situación,
quiera alumbrar mis días de alguna manera,
recomponer el puzle de mi corazón,
extinguir esta pesadilla en el limbo de una nueva era...

Porqué yo así muero a cada instante
aniquilado por la guadaña de esta vil agonía,
sin ningún tipo de espiritual calmante
que le de tregua a esta infernal vida.

¿Qué ángel desearía ayudarme?
¿Qué doncella se atrevería a rescatar mi romántica poesía?
¿Qué musa se prestaría a resucitarme,
empapando de amor mi alma bajo su luz divina?

No hay comentarios:

Publicar un comentario